viernes, 18 de febrero de 2011

EL CABALLERO DE LA MANO EN EL PECHO (1ª PARTE)



Aunque este famoso cuadro de "El Greco" no pertenece a la época medieval, el título sí que está relacionado con nuestro proyecto: "El caballero de la mano en el pecho".
Esa es la razón por la que decidimos trabajarlo.
Cualquier motivo es bueno para acercarnos al arte en sus diversas manifestaciones.
Al presentarles la lámina les pregunto que título pondrían ellos a este cuadro:

Andrea: Yo lo llamaría: "Rafa".
Lucía: Yo "Álvaro".
Víctor: Pues yo lo llamaría: "El cuadro bonito".
Manu: Yo lo llamaría "Tambor", porque tiene la cabeza redonda como un tambor.
Adam: Pues yo lo llamaría: "El rey de la espada".
Manu: O "El hombre de la espada".
Víctor: O "La espada fuerte".

Les digo el título real y les pregunto por qué creen que el caballero tenía la mano en el pecho:

Andrea: Porque se le había roto algo.
Manu: Porque estaba bajando la cabeza un poquito para sacar la espada.
Nicolás: Porque está respirando porque está cansado.
Víctor: Porque le estaba doliendo el pecho y no podía más.
Ismael: Porque le estaba haciendo gracia y se echaba así "palante" (hace el gesto).
Lucía: Porque estaba bailando.
Álvaro: Porque se había clavado la espada en el corazón y le dolía mucho.

Hablamos más sobre El Greco y sobre su predilección por pintar las caras y las figuras alargadas.
Parece entusiasmarles (cosa que me alegra enormemente, porque es uno de mis pintores preferidos).
Y hacemos nuestras propias versiones sobre el cuadro: unas guiadas, donde sólo tienen que dibujar la cabeza, y otras libres, donde harán su propia interpretación del cuadro, sin modelo, con ceras o en el caballete...
Si queréis ver los dibujos donde completamos la cara, pinchad sobre la foto:


Para ver las versiones libres y las pinturas en el caballete, haced click sobre esta imagen:



10 comentarios:

Natalia dijo...

Vaya obras de artes!!! Estos niños cada vez lo hacen mejor! Gracias Eva por todos estos momentos que nos permites compartir. Una idea estupenda el Blog. ah! me he reido mucho hoy de camino a casa con "el fantasma cucufate".

Ana Argüello dijo...

Hola seño! Me encanta el blog, cómo se te ocurren estas ideas tan chulas? Ya te mandaré un e-mail para preguntarte cosillas porque me encanta lo que haces. Espero ser algún día una peazo maestra como tú.

Inma dijo...

Que pedazos de artistas tenemos en esta clase! ZUZUZU este abrazo te lo llevas tu.lo hemos escrito mi hermana y yo.

marcosguerrero2006 dijo...

Eva dijo...
Hola Eva, ya veo que tienes muy contentas a las seguidoras del blog, y por supuesto, yo la primera.
Están muy graciosos los dibujos,cómo te lo curras!, Marcos estaba feliz con el bigote, no queria quitárselo....
Gracias, por lo que estás haciendo con nuestros niños...!

Eva dijo...

Es que el fantasma Cucufate es genial, Natalia. Pronto lo conoceréis un poquito mejor...

Eva dijo...

Gracias por asomarte por aquí, Ana!!!
El dormir sólo 5 horitas al día tiene sus ventajas: ¡el día da muchísimo de sí! Así que en las 19 horas restantes hay tiempo para inventar, preparar, investigar, leer mucho y, sobre todo... aprender, aprender y aprender. Y yo aprendo cada día: de mis niñ@s, de las familias, de los/as compañeros/as, y de gente muy generosa que comparte sus experiencias en internet... cada uno/a aportamos un granito de arena.
¡Aquí estoy para lo que necesites! Y gracias.

Eva dijo...

¡¡¡Me ha encantado ese abracito!!!
Un besazo a las 2, bueno, a las 3.

Eva dijo...

Hola Eva. Ya se hará mayorcito y querrá quitarse el bigote... pero es cierto que en aquel momento les encantó.
Es cierto que tengo unas seguidoras que no me las merezco!!!
A ver si alguien se anima y dice también alguna cosita menos buena... que "haberlas haylas", jeje
Gracias a todo el mundo y un besazo enorme.

Carmen dijo...

Eva: esto es lo de las Tres Erres, no? Tú lo has captado de maravilla. ;-)

Eva dijo...

Jeje... qué graciosilla, Carmen! Yo es que lo capto todo enseguida, ya te digo ;-P